Nutrición

Una manera sencilla para perder grasa!

nutricion1

Si hablamos únicamente de salud, perder grasa es fundamental para estar sanos y puede ser muy fácil si sabemos como lograrlo. Para lograr esta misión, la alimentación y el ejercicio son los 2 factores fundamentales.

El exceso de grasa sé que a nadie le gusta y una acumulación excesiva va en contra de nuestros estándares de estética. Seguro has escuchado a muchos deportistas que hablan de una etapa de entrenamiento de definición muscular, pues no es nada más que un tipo de rutina de entrenamiento y alimentación donde lo que pretendemos es eliminar esa grasa sobrante para que nuestros músculos sobresalgan y parezcan mas grandes y fuertes.

Entonces, como lo logramos? Pues lograr estos resultados requieren dedicación y conocimiento y las 2 grandes formas son a través de la comida y el ejercicio. Parece fácil decirlo pero sé que con algunos consejitos podremos lograr grandes cambios, vernos y sentirnos mejor. Para muchos el cambiar y adquirir estos 2 hábitos de una puede ser un cambio total de vida pero poco a poco con un plan de acción se puede lograr.

El primer consejo y el más sencillo es poder adquirir una rutina de ejercicios. Pregúntate “para que” estas haciendo esto y no tengas miedo si faltas uno o dos días a tu entrenamiento, estos días busca estar en movimiento anda en bici al trabajo, sal a caminar o sube las escaleras en lugar del ascensor. Pero no tires la toalla, ante todo cada día es una nueva oportunidad. Cuando entrenes te recomiendo que uses un pulsómetro, es una herramienta perfecta para automotivarte y ponerte una meta diaria. Cada vez que entrenes mantén tus pulsaciones en un esfuerzo submáximo (entre un 75-85% ppm) y busca llegar a una meta de calorías consumidas. Normalmente me pongo la meta de al menos 600 calorías diarias con mi entrenamiento. Si quieres entrenar en casa y recién estas empezando con el ejercicio, te aconsejo que lo hagas luego de un hábito de cada mañana como por ejemplo tomar tu café. Así puedes deja notas al lado de tu cafetera el día anterior recordándote que después de tu café debes hacer 30 – 50 sentadillas, abdominales o planchas. Visualízate siendo una persona mas activa, sonríe y sobre todo quiero que entregues todo en el momento que decidas entrenar, es TU cambio y se que puedes!

El segundo consejo que quiero darte es que seas realista con tu alimentación. Ya que es lo que realmente va a marcar la diferencia. Para muchos es siempre una presión ya que cuando pensamos en mejorarla sólo viene a nuestra cabeza restricción o dietas. Bueno, antes de explicarles la ciencia del déficit calórico, creo que tengo que hablarles sobre la comida y las emociones. La comida no resuelve ningún problema, no resuelve el estrés, la soledad o los conflictos, es sólo comida. Nuestro cerebro es el mismo que el de nuestros antepasados cazadores donde pasaban días sin comer, por eso tiene una respuesta tan fuerte de nuestro cerebro hacia ella, ya que en esas épocas debían perseguir a sus presas o cosechar donde el proceso para conseguirla era muy tedioso. Por eso el factor de recompensa tenía que ser tan fuerte ante el alimento, por simple supervivencia. Pero hoy ya no sucede esto y nuestro cerebro es casi el mismo, por ello salivamos ante los olores, ante comidas llenas de grasa o azúcar, queremos esa recompensa. Pero ya no vivimos en un mundo donde pasamos días sin comer, totalmente lo contrario, hoy comemos demasiado. Teniendo esto en cuenta quiero que sepas que la mayoría de nosotros estamos acostumbrados a ingerir una mayor cantidad de calorías de las que necesitamos con la poca actividad que realizamos. Así que debemos escoger mejor, nada mas que esto. Para empezar a perder grasa te recomiendo que empieces con 2 recomendaciones principales, deja los azúcares refinados o todo alimento que la contenga…..chequea bien las etiquetas cuando compres algún procesado. En segundo lugar evita por completo las harinas blancas o harinas de granos procesados, entre ellos todas las galletas, panes y harinas que vengan en cajas o bolsitas. Esto no significa que no comas carbohidratos (no catalogues TODOS como harinas), puedes consumir los que tienen fibra como las legumbres o menestras, integrales o enteros y frutas y verduras. Empieza reemplazando y enfocándote en calidad. Los carbohidratos deben estar siempre ubicados de preferencia antes o después del entrenamiento. Come respetando tu digestión, pero no dejes de hacerlo, así evitarás comer después de manera compulsiva.

En ambos casos, luego que ya tienes bajo control la calidad ya sea a través de días de entrenamiento o reemplazando tus alimentos por otros de mejor contenido nutricional, hablaremos de cantidad. Entrena al menos 5 o 6 horas semanales y reduce tus porciones tomando en cuenta tu saciedad fisiológica no la emocional. Empieza por servirte poco y si quieres más aumenta y no al revés!